Pero atacar las pasiones de raíz equivale a atacar la vida de raíz: la acción de la iglesia es hostil a la vida.


Friedrich Nietzsche

Friedrich Nietzsche