Todo hay que reducirlo a su máxima simplicidad, pero no más.


Albert Einstein

Albert Einstein